La importancia de una buena alimentación

 

Hay una serie de recomendaciones en relación a la salud que hemos oído muchas veces, cual mantra, y que han llegado a convertirse en un cliché  haciendo que el mensaje deje de tener fuerza. Estas recomendaciones hacen referencia a la importancia de llevar una adecuada alimentación, realizar ejercicio físico moderado y de manera regular, así como a otros hábitos que puedan proporcionar un buen funcionamiento psicológico y una salud que marcarán la diferencia para poder tener una mayor esperanza de vida con más años de autonomía personal y libres de enfermedad.

Me gustaría poner en valor estas recomendaciones aunque para ello me ayudaré de la formulación de una serie de preguntas para no contribuir al cliché y que no caigan en saco roto. Te ánimo a que intentes responderlas en tu fuero interno o si quieres puedes comentarlas con alguien con quien te sientas en confianza.

¿Cuáles son las personas más importantes para ti?

¿Por cuánto tiempo te gustaría compartir momentos con esas personas, disfrutar de su compañía, afecto, etc.?

¿Qué cosas son las que más te gusta hacer? ¿Cuáles son tus pasiones?

¿Por cuánto tiempo te gustaría estar disfrutando de esas cosas y de esas pasiones?

¿Te gusta ser independiente? Es decir, ¿te gusta ser la persona responsable de tu higiene personal, no depender de nadie para vestirte o moverte adonde tu quieres? ¿Por cuánto tiempo te gustaría ser independiente?

Si tus respuestas a estas preguntas van en la línea de que te gustaría disfrutar de quienes te importan y de lo que te llena en esta vida el mayor tiempo posible, tal vez has de plantearte qué estás haciendo hoy por hoy para alcanzar esos objetivos. Cuidar de nuestra salud es imprescindible para poder vivir una vida plena y duradera, y garantizar ese conjunto de cuidados sería parecido a mantener en perfecto estado una embarcación que nos permita navegar por los mares y océanos. Ese barco sería nuestro cuerpo, el cual requiere de buen combustible para el motor, de que sus velas estén cuidadas, su casco esté siempre bien pintado con pintura anticorrosión y un timón a prueba de fuertes marejadas. Tú, como capitán de tu barco lo has de llevar cada día a buen puerto (unos propósitos en la vida) y para ello has de aportarle los nutrientes necesarios, ejercitarlo, proporcionarle el descanso adecuado, evitar los tóxicos y las conductas de riesgo.

En lo que respecta a la alimentación, desde MÉTODO QUIROSA se hace especial hincapié en dos aspectos cruciales:

  1. Las personas en cada momento podemos elegir comer acorde a lo que le interesa a nuestro organismo y no dejarnos llevar ni por los desencadenantes internos (lo que nos dice nuestra mente o lo que sentimos “me encuentro con ansiedad”, “por un helado después de comer no pasa nada”, “ahora con el frío que hace no voy a salir a andar”) ni por los desencadenantes externos (estar de cañas, en una celebración familiar, etc). Te animo que veas el vídeo de abajo y comprenderás mucho mejor a qué me refiero con la capacidad de elección (¿Cómo evitar la ENFERMEDAD con la ALIMENTACIÓN y la PSICOLOGÍA adecuadas?)
  2. Una dieta basada en vegetales se ha mostrado mucho más beneficiosa para nuestra salud, para prevenir enfermedades, para el medioambiente y para el bienestar animal. Estas recomendaciones vienen avaladas por la Escuela de Salud Pública de Harvard con su famoso Plato para Comer Saludable”. Como se puede observar en torno al 85 % de los alimentos que debemos ingerir han de proceder de fuentes de origen vegetal.

Otros hábitos de vida saludables:

  • La higiene bucodental
  • La higiene del sueño
  • La higiene postural
  • Reducir el uso de recipientes de plástico para conservar los alimentos y la bebida para evitar que los químicos que los componen (con función endocrina) lleguen a tu organismo

También será crucial evitar patrones de comportamiento y conductas de riesgo:

  • Comportamientos temerarios, irrespetuosos y de ira al volante
  • El consumo abusivo de alcohol, y el consumo de cannabis y otras drogas (los dos primeros están más aceptados pero generan muchos más problemas de salud y sociales que el resto de adicciones juntas)
  • Sexo sin protección
  • Abuso de psicofármacos

Descarga archivos de interés